Ejercicios que te ayudaran durante el parto natural

El ser madre es una de las maravillas de la vida, cuando te enteras de que estas embarazada la emoción, ilusión y los miles de planes para tu bebé inundan tu mente. El embarazo es un proceso que concluirá con el nacimiento del nuevo miembro de la familia, este proceso lleva muchas etapas de preparación y estar lista para el parto.

Te damos la bienvenida al Blog de GyO – Ginecología y Obstetricia, un espacio diseñado para ti por nuestros especialistas donde encontrarás temas de interés e información relevante acerca de nuestros servicios especializados en ginecología y obstetricia. En la entrada del día de hoy te recomendaremos algunos ejercicios que puedes realizar y te ayudarán a prepararte para el parto natural.

Una de las mejores noticias que una mujer puede recibir es que está esperando un hijo, en el cual depositará todos sus deseos y sueños, se preparará para recibirlo en casa y construirle un futuro lleno de cuidado y amor.  Aunque antes de eso, tiene que esperar nueve meses, en donde tendrá que llevar una serie de cuidados y prepararse para el parto.

Hay distintos tipos de parto, pero los más comunes son la cesárea y el parto natural. El primero, por lo general se realiza cuando el bebé no está en una posición adecuada, o en caso de emergencias, como tensión fetal, sangrado vaginal, infecciones, entre otras. Es un proceso quirúrgico que consiste en realizar una incisión abdominal y extraer al bebe del útero. En México es el país en donde más se realizan cesáreas, y no necesariamente son realizadas por los puntos mencionados arriba, sino que las embarazadas la solicitan por evitar el trabajo de parto.

El segundo tipo de parto, el natural, es el que tiene menos riesgos tanto para la madre como para el bebé, puesto que no se suministran medicamentos. Tiene múltiples beneficios como el contacto inmediato del pequeño con su madre, lo cual comienza con el desarrollo de la autoestima del bebé. La mayoría de los médicos especialistas, como los de GyO – Ginecología y Obstetricia, recomiendas este parto. Al optar por el parto natural debes prepararte para los malestares naturales de la fase final del embarazo, entre estos malestares encontramos el dolor.

El dolor puede disminuir si te preparas correctamente para el parto tanto física como psicológicamente. Existen diversos medios que pueden ayudarte, como cursos, clases de yoga y ciertos ejercicios que no sólo te ayudaran durante el parto también durante el embarazo. Entre esos ejercicios destacan los siguientes.

Los ejercicios Kegel. Tienen como objetivo reforzar los músculos del suelo pélvico, lo que mejora la circulación sanguínea vaginal, además de ayudar a sanar una episiotomía o desgarro si tienes uno durante el parto, y existe evidencia que sugiere que fortaleces los músculos pélvicos lo que te ayudara a acorta la etapa de pujar durante el parto.

Consisten en pequeñas contracciones internas en los músculos del suelo pélvico, se pueden realizar en cualquier lugar sentada frente a la televisión, mientras trabajas en la computadora o incluso esperando en la fila del banco.

Este ejercicio se realiza mediante dos sencillos pasos: primero aprieta los músculos alrededor de tu vagina, para identificar estos músculos imagina como que quieres interrumpir el flujo de orina cuando vas al baño; el segundo paso es aguantar la contracción de los músculos y contar hasta cuatro, luego relájalos. Repite los pasos diez veces para completar una serie. Intenta hacer de tres a cuatro series dos o tres veces al día.

Movimiento pélvico o “el gato enojado”. Es uno de los ejercicios más comunes recomendados para el parto natural, es una variación del movimiento pélvico. Se realiza de rodillas y con las manos al piso. Fortalece los músculos abdominales y te ayudara a aliviar el dolor durante el embarazo.

Es un ejercicio muy sencillo, primero colócate de rodillas y con las manos en el piso, tus piernas deben estar separadas hasta la medida de tus caderas y los brazos separados a la distancia entre tus hombros. Mantén los brazos estirados, pero no completamente rectos. Inhala profundamente y tensa los músculos del abdomen y los glúteos y realiza un arco hacia arriba con la espalda. Al exhalar relaja tu espalda a una posición neutral. Repítelo en un ritmo que te sea cómodo sincronizado con tu respiración.

La postura del sastre o zapatero. Este ejercicio ayuda a abrir la pelvis y relajar las articulaciones de las caderas, de igual modo mejora la postura y relaja la tensión en la parte baja de la espalda. Para realizarlo sólo sigue estos tres pasos: primero, siéntate de manera recta contra una pared con las plantas de los pies tocándose entre sí, puedes sentarte en una toalla o una manta delgada para mayor comodidad. Acto seguido, presiona tus rodillas con suavidad hacia abajo, pero lo las fuerces; por último, mantente en esta posición tanto como te sea cómodo, para después soltar las rodillas y relajar los músculos.

Método de Pilates con pelota. Te ayudan a mantener una buena postura y a aliviar algunos dolores. La técnica de este ejercicio varia dependiente la etapa de gestación y suele estar asistida por un profesional en el área. Entre los beneficios de este ejercicio podemos destacar el fortalecimiento de la pared abdominal, disminución de la curva lumbar provocada por el aumento de peso, disminución de la tensión muscular, mejora del sistema cardiorrespiratorio que permite una mejor oxigenación para la madre y el bebé, permite un proceso de parto de menor duración, entre otros.

Estos ejercicios te ayudaran a mejoran tu condición física y te preparan para el parto natural, no olvides visitar a tu médico especialista durante todo tu proceso de embarazo y sigue sus recomendaciones. Si tienes dudas o preguntas acude con los especialistas de GyO – Ginecología y Obstetricia, somos un equipo de ginecólogos altamente capacitados, especializados en atender y prevenir las enfermedades que aquejan a mujeres, procesos de parto, entre otros, dentro de un ambiente de cordialidad y confianza. Agenda una cita a través de nuestra página web o vía telefónica, con gusto te atenderemos, asesoraremos y apoyaremos durante tu embarazo.

Artículos recientes